Robert Mora

El Galaxy recibió un justo castigo frente a Colorado

CARSON, Calif. – La noche del sábado terminó de manera triste para el Galaxy, que desperdició una oportunidad de oro para adjudicarse el Supporters’ Shield al caer 1-3 en casa a manos de Colorado.

Fue un partido de desempeño aceptable de los angelinos que sin embargo se salió de las manos y los dejó con ganas de celebrar un título anticipado que habrá que buscar la próxima fecha, la última de la temporada regular.

"Probablemente nos fuimos adelante muy pronto en el partido y no conseguimos nuestro segundo gol... aunque el primero de ellos fue un poco de suerte, obviamente, pero tuvimos varias oportunidades de remontar el marcador y ganar el juego".

Así explicó el británico David Beckham el resultado frente a Colorado, en un juego que pintaba para un triunfo pero que se convirtió en una profunda decepción.

"Cuando se empieza tan bien (el gol de los rivales) hace que las cosas se tornen decepcionantes, porque se pierde control del juego.. pero no quiero quitarle nada a Colorado porque fueron un buen equipo", dijo el ingles, alabando la actuación de ambas escuadras.

Sin embargo, para el mediocampista proyectado en esta ocasión al ataque, esta fue una de sus mejores presentaciones, luego de su reintegro al campo de juego, tras la lesión que lo sacó de las canchas y con la que todavía lucha.

"Esta noche fue probablemente mi mejor juego desde el regreso, me sentí lleno de energía y listo, y fue bueno haber jugado los noventa minutos".

Su técnico, Bruce Arena, concuerda que los suyos lo hicieron bien hasta el primer gol contrario, aunque afirma que recibieron un castigo justo por errores de los que sacaron ventaja los peligrosos delanteros rivales.

"El primer gol los devolvió al partido y les dio inercia aunque habiamos jugado bien hasta el momento. Movimos bien la pelota y creamos oportunidades decentes con nuestros pases pero el gol no llegó cuando lo necesitamos y nos castigaron por nuestros errores".

Para jugadores y cuerpo técnico del Galaxy, es esencial concentrarse en el próximo reto frente a Dallas, con el que finalizan la temporada y en el que buscarán hacerse al título de la temporada regular 2010.

"Es importante que nos concentremos, que coloquemos este juego en el pasado y ganemos la semana entrante", concluyó Beckham.

Bookmark and Share